Odoo CMS - una imagen grande

El día de hoy trataremos sobre la importancia de los presupuestos en la industria de la construcción

En la industria de la construcción, el presupuesto representa una proyección o cálculo detallado por anticipado del importe que habrá de erogar el cliente a la empresa constructora por la ejecución de los trabajos para llevar a cabo su proyecto de construcción y cumple al menos tres propósitos principales:

Información fiable: por un lado, el constructor proporcionar información al cliente acerca de lo que se presupone que cuesta realizar su proyecto de edificación. Por otro lado, la empresa constructora, al integrar todos sus presupuestos de distintas obras, planea sus ingresos y sus egresos.

Prevención de recursos: que la empresa constructora, con las cantidades de los conceptos de obra, anticipe la disponibilidad de los recursos necesarios, para cumplir con los requerimientos del proyecto de edificación.

Control: la empresa constructora, durante la ejecución, tiene un instrumento de control, mediante el cual se evalúa el resultado de las acciones emprendidas permitiendo, a su vez, establecer un proceso de ajuste que posibilite la fijación de nuevos objetivos y corrección de procedimientos.

Los presupuestos son clave, ya que si se inicia un proyecto sin hacer uno y se trata de “arreglárselas” en el camino, lo más seguro es que no se llegue muy lejos y tal vez se termine el proyecto, pero no se cumplirá el objetivo. Hay que recordar que el objetivo está dado por tres parámetros que son:calidad, tiempo y costo, esto es, bien hecho, en el periodo programado y con el dinero estipulado.

Además, hay algo muy importante, que no tiene que ver necesariamente con cálculos matemáticos y se refiere a la repercusión que, sobre el proceso para hacer presupuestos, tiene la conducta del potencial humano que interviene en el mismo; en otras palabras, el papel que desempeñan dentro del proceso de planificación y presupuestación los valores de honestidad, responsabilidad, trabajo en equipo, apoyo mutuo y lealtad.

Los presupuestos hechos por analistas responsables y honestos, probablemente estarán más cerca de la realidad; que los hechos por analistas poco profesionales, que no cotizan de acuerdo a las verdaderas necesidades de la empresa constructora en la que laboran. Un analista responsable, buscará, estar actualizado en cuanto a leyes, normas, reglamentos, especificaciones, costos de materiales, software, etc.

Los presupuestos generalmente son información privada confidencial de la empresa constructora y el analista deberá cuidar su trabajo y el futuro de la rentabilidad de su empresa, tratando esta información como tal.